Los perros aprenden mejor cuando son jóvenes, están bien dispuestos y no han contraído malas costumbres. no espere a que su cachorro cumpla seis meses para enseñarle ordenes básicas; debería comenzar su educación el día en que llegara a casa. provéale de un collar que le vaya bien y juguetes adecuados y un lugar propio para dormir y jugar tranquilo. Base su programa inicial de educación en su horario de comidas, dándole ordenes sencillas y premiándolo con su ración de comida. al cabo de pocos días, la mayoría de los cachorros acudirá y se sentara cuando se le ordene, cada vez que su comida este preparada. procure que su cachorro vea otras personas y animales desde pequeño. En su primera etapa indúzcale en lo que sera la rutina de vida adulta.